Inicio > Uncategorized > LA INSOPORTABLE LEVEDAD DEL FAN (y otras verdades y falacias)

LA INSOPORTABLE LEVEDAD DEL FAN (y otras verdades y falacias)

LA INSOPORTABLE LEVEDAD DEL FAN (y otras verdades y falacias)

Parafraseo la traducción al español del título de una de las novelas interesantes de Milan Kundera (La insoportable levedad del ser), pues me parece justa la palabra (levedad) para describir una de las principales características de los fans. Fan viene de fanático, y se refiere a aquel devoto seguidor de personas, obras, hechos, etc., caracterizado principalmente por un entusiasmo extremo, falto de crítica y que usualmente raya en lo irracional. Este tipo de actitud es común en arte, política, religión y -ahora que los medios masivos de comunicación ofrecen un escaparate lleno de posibilidades- podemos encontrar fans de prácticamente cualquier cosa, hasta de Einstein, de Stephen Hawking, del minero chileno de las tres mujeres…, y del Chupacabras.

Las características de atracción o interés “extremo”, “carente de crítica” e “irracional” perfilan principalmente las personalidades de los adolescentes, los seres primitivos y los enamorados. No hay intención peyorativa en ninguna de esas clasificaciones. It’s just the way it is. Y por ello los artistas con más fans son los que logran apelar a intereses e inclinaciones basados en atractivos físicos, actitudes eróticas y respuestas hormonales. Esas respuestas pueden adquirir tintes de violencia en situaciones contradictorias pero entendibles, pues están conectadas con la dualidad amor-odio, amor-muerte, etc.

Lamentables desenlaces a ese tipo de relaciones (fan-artista), pudieran ser el lamentable caso de Selena y la presidenta de su Club de Fans, John Lennon y su apasionado admirador que acabó disparándole, y muchos otros. El hecho de que existan explicaciones alternativas para estos dos casos (es conocido que Lennon debía mucho dinero a los traficantes de droga), no quita ni un gramo al peso del conflicto latente existente en la relación entre fan y artista.

El problema es que en toda relación donde exista una atracción de una de las partes por la otra, siempre habrá el deseo de una cercanía mayor, de una mayor intimidad. El fan quiere ser amigo, el amigo quiere ser novio, el novio quiere ser esposo (o amante), y el esposo quiere estar divorciado para estar más cerca de otra. Los artistas con gran número de fans viven la disyuntiva: Si les impiden acercarse, los tachan de pesados y sangrones; si les permiten acercarse demasiado, la cosa se empieza a complicar.

Yo no tengo fans, y no quiero fans. Podría decir -como Roberto Carlos-  que yo quiero tener un millón de amigos…, pero tampoco sería exacto. Déjenme explicar: A una “fan”(?) le pedí que amadrinara mi CD Doble CÓMO PASA EL TIEMPO…!, se negó a hacerlo hasta que descubrí que en realidad era una infiltrada traicionera espía proveniente del Club de Fans de otro artista; a otra fan le sugerí que me siguiera por Twitter para más rápida comunicación, y resultó que nunca quiso mostrarse franca y públicamente como seguidora mía; una que se dice mi “amiga” me prometió que compraría mi CD y me lo bautizaría…, pero han pasado ocho meses (!) y no ha querido comprarlo, sólo me ha dado explicaciones de por qué no lo compra, explicaciones que ella encuentra justificadas sobre la base de su supuesta “amistad”. De modo que, en estricto sentido -pues los artistas también tenemos que comer y nos gustan, por otra parte, la sinceridad y la honestidad-, no quiero “fans” ni quiero “amigos”; ni “admiradores” que si no los saludo digan que ya se me subió o si los saludo afectuosamente hagan que la gente empiece a chismear que ya ando queriendo andar con este muchacho o aquella jovenzuela…Otros, que se queden con las griterías desgarradoras  cada vez que aparecen en la pantalla del televisor, con los fanáticos que al escuchar del nuevo lanzamiento, corren al tianguis a comprar el CD pirata, o al Internet de la esquina para bajar gratis las canciones. Yo lo único que quiero son oyentes (de mi música) y lectores (de mis novelas, libros de cuentos y poemas), y le pido a Dios tenerlos en un buen número, cada vez mayor, y que todos ellos sean conscientes de que soy un ser humano que come (mucho), mantiene una familia y debe pagar sus cuentas, servicio médico, etc., por lo que se les agradece infinitamente cada vez que pagan por entrar a uno de mis conciertos, o de manera efectiva y real compran un CD, un libro mío, o bajan -pagando- algunas de mis canciones de iTunes o de las otras tiendas de música digital.

Eso es lo único que le pido a Dios. Ni “fans” ni “amigos”, sólo oyentes y lectores asiduos, fieles responsables y conscientes.

———————————————————                        —————————————————————

De chile, de dulce y de manteca…

En este país de mierda

la gente es muy especial:

o no sabe, o no se acuerda

o siempre comprende mal.

Ahora resulta que El Peje

-por tener poco dinero-

haría muy mal los manejes

y cuentas del país entero…

Sobre bases tan supinas

habría que  votar mañana

por Elba Esther, por Salinas,

por Montiel, por los Portillo,

por el dueño de las minas

o por cualquier otro pillo!

Como especie de POSDATA, bastante ecléctica, quiero señalar un par de ideas: Estoy  cansado de escuchar las voces -algunas profundamente oportunistas- que califican de “milagro del cielo” (o “de Dios“)el rescate de los mineros chilenos. Se le agradece a Dios, claro, y hubo intervención divina de él, como en todas las cosas. Pero las autoridades chilenas correspondientes y el equipo de rescate no hicieron más que lo que tenían que haber hecho los rescatistas de cualquier país medianamente civilizado y organizado. Y hasta eso: Sin tanto retraso, y sin que los mineros -en primera instancia- hubieran tenido por qué verse metidos (literalmente) en esos bretes!                           Otras voces -pachangueras, inconscientes e injustas, y lo peor de todo… mexicanas- se han cansado de chacotear sobre lo que habría pasado de haber tenido que llevarse a cabo ese rescate en México. Hablan de la informalidad, impuntualidad e imprecisión del mexicano, de su falta de seriedad y eficiencia, y de la burocracia política en que se habría visto fallar el proceso de rescate, de haber ocurrido aquí ese percance. Bájenle: Si algo tiene el mexicano es que sabe ser tremendamente efectivo en momentos de presión y de necesidad (lamentablemente, pareciera que sólo en esos momentos). La efectividad de las labores de rescate y los actos de solidaridad y sacrificio demostrados por la población y los servicios públicos mexicanos en el temblor de 1985, son la mejor muestra de ello y no admiten payasadas ni críticas livianas, inconscientes y autoxenófobas. Nomás eso nos faltaba.

———-YA A LA VENTA!

                                    MALALIENTO  de Sergio Andrade  

LA NOVELA QUE EXPLICA POR QUÉ ESTAMOS COMO ESTAMOS Y NOS DEJA MUY EN CLARO POR QUIÉN NO DEBEMOS VOTAR EN EL 2012 !

 -Información y venta -formato físico (libro) y digital (e-book) en:  amazon.com  /  kindle.com  / sergioandradeonline.com / o haciendo click en el LINK o en la imagen de la Portada-:

Twitter:  

  1. Jesús
    octubre 21, 2010 en 4:46 am

    Autoxenofobia…. qué palabra tan fuerte! Confieso que he sido víctima de ella, a causa de cierto resentimiento que me ha causado el país en el que vivo, de eso que habla precisamente la canción que se escucha de fondo. Y es realmente una pena que, un país con tanta pluralidad y que, aunque reconociendo su belleza, nunca ha sido un lugar digno en el cuál vivir, desde sus inicio novohispánicos hasta la época actual, en la que la tranquilidad (hablo personalmente) ha sido arrebatada por este nuevo gobierno, llevado a cabo por los grupos delictivos, en los que estamos a merced de ellos, pero bueno… No es el punto.

    Estoy de acuerdo con el escrito del fanatismo, y estoy de acuerdo en que debe existir una clara linea divisoria entre el fan y el artista. Mucho de una sola cosa no es bueno. Desconocía el detalle de la persona del club de fans que estaba para espiarte, aunque… ¿espiarte qué? Si lo único que haces es trabajar y compartir las cosas que te apasionan.

    Pero bueno, ni el milhão de amigos, ni el milhão de fans… Só um milhão de ouvintes.

    Saludos

    • octubre 21, 2010 en 5:26 am

      Ja ja ja, com isso seria suficiente, cara! 1,000,000 de *ouvintes* ( O seu portugues est ficando muito legal!) Botei agora mesmo l na entrada um poema para o Peje.Confira.

      (No encontr en la computadora ni la tilde, ni el acento circunflejo, disculpa…)

      • Jesús
        octubre 21, 2010 en 4:00 pm

        Lleno de verdad el poema, satírico total.

  2. irmadegara
    octubre 21, 2010 en 1:07 pm

    Es verdad lo de los fans Sergio JAJAJAJA! Yo segui a Menudo, a Pablito Ruiz, a Gloria Trevi (solo tu creacion, no lo actual) Astrid Hadad y se topa uno con cada situacion de competencia estupida o actitudes que rayan en lo patetico! Yo actualmente sigo mucho a Alaska de Fangoria y ella es de las pocas artistas valientes que abordan ese tema por medio de entrevistas o declaraciones, pues ubica a los fans, dice que son solo eso “fans”, seguidores de ella y NADA MAS, que cuando ella pueda y quiera se tomara el tiempo de atenderles, pero cuando no, pues no, porque no ve ninguna obligacion de hacerlo (y yo tampoco veo la obligacion)
    … Los Mineros hasta en la sopa, puro ritual disfrazado! Saludos.

    • octubre 21, 2010 en 2:55 pm

      Me encant tu ciertsima frase “…*rayan en lo pattico*”. De hecho, muchas de esas actitudes… SON patticas! Gracias por estar al tanto y escribir! Saludos* SERGIO ANDRADE*

  3. Elisa
    octubre 21, 2010 en 3:30 pm

    Ay que mal pex, yo quería figurar entre sus amistades para irlo acosando por ahí y pedirle su autógrafo afuera de su casa, jajaja. No es cierto. Pues yo la verdad nunca he pertenecido a otro club de fans más que al que le creé con la intención de apoyar el proyecto; esto pues mis ídolos están muertos. Quizá de otra manera si lo hubiera hecho, pero dudo mucho tener el valor suficiente para andar por ahí cargando mantas y cosas así.

    A mí me gusta escuchar las canciones pero me la pienso mucho hasta para ir a conciertos (me desesperan los amontonamientos). Lo que sí he visto son actitudes de gente que se cree amigo (a) de sus artistas favoritos donde qué barbaridad!

    Vamos! la amistad es algo tan profundo que se va formando a lo largo de los años, tan difícil de dar mantenimiento y de conservar! Algo sumamente complicado!!! Y no entiendo como hay gente que dice tener muchos amigos, quizá yo no entiendo el concepto.

    • octubre 25, 2010 en 3:43 pm

      Hay acosos que seran muy bien recibidos,ja ja ja. As que no te preocupes, siempre y cuando no lleves un revlver entre tus ropas!Lo de la amistad es cierto, estoy a punto de escribir una entrada llamada LAS AMISTADES IMPOSIBLES. Lo que s sera imperdonable, es que no acudieras a mis conciertos, te sacara de mi lista privada de “FANS” PREDILECTOS…JA JA JA. No, en serio, ojal que el da que cante en Santa Rosarito, Iguana del Monte, San Cerrito de la Silla, o alguna otra de esas poblaciones cercanas a Monterrey, no te la pienses mucho y te animes a ir a escucharme, aunque sea con el morboso afn de comprobar si la msica suena tan bien en vivo como en el CD!Ja ja ja SALUDOS *SERGIO ANDRADE*

  4. octubre 24, 2010 en 3:05 pm

    Y así te puedes encontrar a mucha gente, criaturas egoístas o personas parasitarias de las que hay que cuidarse uno mismo… pero lo que no se puede negar es que todos hasta cierto grado somos fans. Por naturaleza, somos animales sociales que nos gusta tener ídolos a quien seguir. Por eso, debemos aprender a ser nosotros mismos y no caer en tonterías como gritar frente al televisor. Lo que tú quieras que seamos para ti: fans, seguidores, amigos, escuchas, lectores… lo seremos. Saludos =)

    • octubre 24, 2010 en 5:47 pm

      Yeeeeeaaaah!G-R-A-C-I-A-S Como para levantar el nimo de uno en das de dudas y solitarias depresiones. Saludos *SERGIO ANDRADE*

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: