Archivo

Posts Tagged ‘canciones mexicanas’

LA CULPA LA TIENE PEDRO INFANTE

IMG_2006Mango de Manila, fresa, fresita, limón, papaya, mamey, melones, toronjas… y otras frutas deliciosas asociadas a los piropos callejeros de antes del feminismo acendrado, la corrección política al extremo y el acoso sexual malentendido, pasarán a la historia. Lamentablemente.

Apenas hace poco, relativamente, en mis años de adolescente, aun nos salía del corazón: “Estás como mango de Manila…”. Y laantonio aguilar suculenta muchacha sonreía coqueta y seguía su andar sin complicaciones.

 

Le cargo la papaya, güerita?” y “Mira nomás qué melones…!” eran otras expresiones nacidas de lo más profundo del alma romántica al paso de algún monumento femenino frente a las obras de la Línea 2 del Metro de aquel entonces. Albañiles en acción suspirando bajo los costales de cemento tomaban un miroslava sternsegundo de descanso y soltaban su poesía rústica urbana junto a sonoros silbidos ascendentes-descendentes de aquéllos que no eran muy dados al verbo, más a las melodías.

 

 

Al pasar por tu ventana                                                                                  lilia prado

tú me tiraste un limón

el limón me dio en la cara

y el zumo en el corazón!

 

Las mismísimas bombas yucatecas, aventadas a la concurrencia femenina como regionales flores poéticas folklóricas, corren peligro de desaparecer. Imagínense! Atreverse a alabar la belleza femenina en voz alta destemplada, y soltarle de frente en una tertulia a una mujer que está muy buena… dónde se ha viso semejante monstruosidad acosadora!

 

Cosita de mis antojos

qué guapa te me colocas!                                               

Dame la miel de tu boca

 y lo lindo de tus ojos…!

 

lilia-pradoLa culpa la tuvo Pedro Infante. Y junto a él, Tin Tan, Cantinflas, Mantequilla, Luis Aguilar, David Silva, Antonio Aguilar y similares. Desde chicos veíamos en el cine cómo los hombres piropeaban y floreaban a las muchachas. Nos cansamos de ver cómo desde un camión urbano el chofer volvía la cabeza y los ojos a las caderas de la Lilia Prado en cuestión y le decía por la ventana: “Qué curvas… qué baches… y yo sin frenos…!“.

Mamita… muy buenas las tenga usted! Y expresiones similares se nos grababan entre el buen humor de las flores masculinas y el coqueteo y el agradecimiento femeninos. Ni qué decir de la postura del macho conquistador:

 

Yo… soy el aventurero, el mundo me importa

poco (…)

 

Me gustan… las altas, y las chaparritas, las

las flacas las gordas

Y las chiquititas, me encantan las chatas de

cara bonita, (…)

Soy aventurero revasilador…

 

O ésta:

Si la vida es un jardín

las mujeres son las flores

el hombre es el jardinero

que corta de las mejores                                                                                 This photo shows Mario Moreno "Cantinflas," when t         

Yo no tengo preferencia

por ninguna de las flores

me gusta cortar de todas

Me gusta ser mil amores.

(…)

O: Por eso yo vivo errante

sin confiar en la mujer

Cariñitos de un instante

y no volverlos a ver.

No hay que estar comprometidos

en las cosas del querer

Solteras o con marido

siempre es buena la mujer.

 

El cortejo del macho a todo lo que da. Si en una de esas películas hubiésemos visto que la secretaria piropeada corría a pedro infantelevantar un acta por acoso en contra de Pedro Infante… válgame Dios! Jamás se nos habría ocurrido imitarlo!!! Ahora, por desgracia, se acaban las flores y las frutas jugosas de la frutería. Hay que caminar tragándose las intenciones. Nos mal acostumbraron los héroes del cine nacional. No es culpa nuestra. La culpa la tuvo él. Sí, la culpa la tiene Pedro Infante.

STUDIO UNIVERSAL, O UNA OMISIÓN IMPERDONABLE

IMG_1986 Si sea culpa de Studio Universal, o de NBC Universal, o de HBO Latin American Group, o de todos juntos, no lo sabemos. Pero una omisión imperdonable está siendo cometida mientras de manera entusiasta e insistente promueven la transmisión de la película Eternamente Comprometidos, con Emily Blunt, Jason Segel y Alison Brie.

Ni los canales americanos, ni los mexicanos, se caracterizan por ser cuidadosos en sus STUDIO UNIVERSALpromociones. Datos erróneos, nombres mal pronunciados, pésima ortografía en los textos y otras deficiencias; pero en esta ocasión han cometido el grave pecado de una omisión imperdonable.

 

Para dar fuerza a la promoción de dicho filme ( en inglés: The Five-Year Engagement,del director Nicholas Stoller y con producción de Judd Apatow, entre otros), y subido en el caballo

TOMÁS MÉNDEZése del “soundtrack” dichoso, que tanto le gusta, Studio Universal decidió utilizar como tema, motivo y pretexto -hilo conductor, pues- la canción “Cucurrucucú paloma“, del original y brillante compositor mexicano, fallecido en 1995, Tomás Méndez.

O sea que, el elemento musical que da vida a toda la promoción y genera datos como que Julio Iglesias -al igual que otros- la grabó, y ahora Chris Pratt y Alison Brie la cantan en la película, no es digno de que se informe, también, el nombre de su creador. En la promoción aparecen muchos nombres, excepto el fundamental, original y más digno de ser conocido y nombrado, pues fue el que, en principio, compuso y escribió la canción “Cucurrucucú paloma“: el zacatecano Tomás Méndez. Algo así como si se utilizase la imagen del cuadro “L’empire des lumiéres” (El Imperio de las luces) para promover alguna película, o en la portada de algún libro, y no se dijera que es obra del pintor René Magritte. La omisión no podría ser más surrealista.

 

Hablar de colegas compositores, cuando son buenos, es un placer. Hay algunos que se distinguen por su originalidad y tratamiento distinto de los temas y las letras. Tomás Méndez fue uno de ellos. El simple título de la canción representa una apreciable originalidad, pues incluye una onomatopeya referente al “canto” mismo de las palomas. Ni qué decir de otras canciones originales y bellas de Tomás Méndez (“Bala perdida“, “Tres días“, “Las rejas no matan“); ni de otras, bellísimas, tanto de música cuanto de letra, de tremenda riqueza folklórica y emocional, como es “Paloma negra“; ni de aquella otra que es una absoluta lección de composición para los barbados compositores wannabe de la vuelta del milenio, un prodigio de imágenes y emociones plasmadas en uno de los mejores huapangos compuestos hasta la fecha: “Huapango Torero“.

 

A un compositor de ese tamaño, con intérpretes que van desde Chavela Vargas hasta Pedro Infante, desde María Dolores Pradera hasta Lola Beltrán y Javier Solís, y desde chavela vargasFrancisco “El Charro”Avitia hasta Miguel Aceves Mejía, y cuya canción “Cucurrucucú paloma“, que es de las contadas canciones mexicanas conocidas en todo el mundo,  ha sido interpretada y grabada por Harry Belafonte, Joan Báez, Nana Mouskouri, Perry Como, Hibari Misora, Luis Miguel  y Julio Iglesias, entre otros de igual o mayor estatura artística, es a quien Studio Universal privó del más justo crédito en sus anuncios y dejó, imperdonablemente, sin mencionar.

 

Omisión imperdonable.

 

Sé que esta entrada no hará más que ayudar a Studio Universal a promover aun más la transmisión de su película, pero no importa, siempre y cuando, a algunos de ustedes, muy lectores míos, cuando vean el anuncio -o escuchen la canción “Cucurrucucú paloma” en algún lado- se les venga inmediatamente a la mente el nombre de su autor: Tomás Méndez. Tomás Méndez. Sí, Tomás Méndez.

 

Vale.

Categorías:Uncategorized Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,